Franck Roman

Imagen 1.png
© http://www.eyephotography.es

Pescador de Anguilas y Concejal de Saint Chamas (Región PACA, Francia)

 

 

 

 

 

 

“Ahora que todos somos europeos, los pescadores deberían estar donde allá donde se hable de pesca. Hay diferentes maneras de actuar, pero en nuestros países los problemas son similares.”

 

¿Qué se ha perdido de la pesca artesanal y ya no se puede recuperar?

Difícil pregunta. Diría que la trasmisión del trabajo, de la profesión a los más jóvenes. Aunque afortunadamente desde hace unos pocos años hay cada vez más pescadores jóvenes que quieren recuperar las artes tradicionales. Yo soy pescador de anguilas desde 1982 y noto, esperanzado, como en los últimos años hay que jóvenes que vienen a preguntarme por mi forma de trabajo. Cuando ya pensaba que éramos los últimos pescadores artesanales.

 

¿Cuál es la imagen del pescador que usted cree que tiene la sociedad hoy? ¿Se diferencia entre pescador e industria pesquera?

Creo que la sociedad no tiene una buena imagen del pescador. Imagina a un pescador sin estudios, cuyo único objetivo es ganar dinero sin preocuparse de lo que lo rodea. Hablando en estos días con otros pescadores españoles y bretones, me he dado cuenta que las problemáticas en torno a los pescadores son muy similares en todas partes.

 

¿Cómo cree que es la mejor forma de comunicar para que se conozca mejor este trabajo, el esfuerzo, el sector en general? ¿Qué acciones  y herramientas podemos utilizar para diferentes públicos?

A través de la educación en los colegios. Tengo la suerte de tener amigos que son maestros y profesores en colegios que me han llamado para hablar de mi oficio de pescador artesanal, y la reacción de los niños es sorprendente. Esos chicos ya tienen planteada actividades de forma lúdica, como hacer dibujos, realizar pequeñas redes que servirían para pescar gambas y otras especies. Lo ven como un juego, y aprenden. Lo referente a los políticos es más complicado. Creo que la única manera para que nos entiendan sería que pasaran una jornada con nosotros mientras trabajamos. Haría lo mismo con las ONGs, puesto que en el fondo están muy politizadas. Pero para esto es importante que organizaciones como Tierra Ciudadana y la Universidad apoyen este tipo de acuerdos. Para que se nos escuche. Porque además, las universidades son un reservorio de nuevas generaciones que de esta manera conocerían y estarían motivadas para apoyar y mantener la pesca artesanal.

 

¿Cuáles son los mayores obstáculos para una mayor coordinación entre los diferentes actores (administración, pescadores, comerciantes, gastrónomos/restauradores, Universidad, consumidores, sociedad civil?)

Los políticos. Ellos no quieren ver ni conocer los problemas que se dan en los pequeños oficios, porque estos oficios no mueven granes cantidades de dinero.

 

¿Qué puede hacer vuestro sector para ayudar a una mejor coordinación entre los actores y poner en valor la pesca artesanal?

Que cada vez haya más pescadores en encuentros de este tipo, en plataformas y en foros internacionales. Ahora somos europeos y los pescadores deberían estar donde se hable de pesca. Hay diferentes maneras de actuar, pero en nuestros países los problemas son similares.

 

Identifique cuál es según usted el mayor desafío que tiene la pesca artesanal hoy en día.

El mayor de los desafíos es mantener nuestra dignidad y permanecer de pie, que no nos tumben.

 

¿Puede identificar igualmente una oportunidad?

La oportunidad la he descubierto viniendo a este encuentro: cuando estuvimos en La Albufera y vi ese magnifico paisaje, vi como se pescaba, me dieron ganas de ir a ayudarles, de ir a pescar con mis colegas, porque es mi oficio también. Compartir con ellos el oficio, la pesca y aprender. Ahí está la verdadera oportunidad.

 

¿Qué ha dejado esta “Mostreta”? ¿Qué es lo que más valoran de este tipo de encuentros?

Realmente siento que estoy aprovechando mucho estos encuentros. Me ha impactado ver a tanta gente implicada. El encuentro de esta mañana con las mujeres de la pesca ha sido formidable. Espero poder transmitir cuando regresa a Francia todo lo que he vivido, nuevas ideas que han surgido, y eventos como este refuerzan el sentimiento de orgullo de tu oficio.

 

¿Cómo o cuales son las formas o los caminos para “contarlo” y que llegue a la sociedad la dura actividad que llevan adelante los pescadores?

A través de herramientas de comunicación, vía Internet, por mail y enviarlo a los medios de prensa para que lo publiquen.

 

¿Qué  acciones debería contemplar un proyecto que quiera apoyar la pesca artesanal?

Propondría actividades de sensibilización con carácter lúdico. En la localidad en la que vivo, junto con el equipo de dirección del alcalde, hemos decidido poner en valor el estanque y celebrar la fiesta de la anguila para hacer que la gente asistiera y lo conociera. Esto ha tenido un gran éxito y con esta fiesta damos a conocer el territorio, a los pescadores, pero también el producto, que es un gran desconocido en la gastronomía en general.

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close